dijous, 27 de setembre de 2007

Un Alcalde del PP perdona una multa de un millón de euros a un amigo

  • El constructor Mario Curto debía pagar 1. 160.000 euros.
  • El Ayuntamiento dejó prescribir los plazos para reclamar.
  • Un juzgado acaba de sentenciar que la deuda ya no se puede cobrar.
  • El alcalde, Julián Lanzarote, ha veraneado en casa del constructor durante varios años.

El Ayuntamiento de Salamanca ha dejado prescribir una sanción superior a un millón de euros que debía abonar un constructor conocido del alcalde de la ciudad, según denuncia la Cadena Ser .

El caso se originó en el año 1996 cuando el constructor Mario Curto se excedió en 2.000 metros cuadrados en una promoción de viviendas en la capital charra. Entonces, los técnicos municipales le concedieron la licencia a cambio de una compensación que nunca se produjo.

El Consistorio inició un expediente sancionador nueve años después con los vencimientos "ampliamente rebasados". Ese documento estuvo medio año parado, y llegó al empresario "un día después del plazo".

Se da la circunstancia de que dicho constructor es amigo del alcalde de Salamanca, Julián Lanzarote (PP), y que incluso le ha cedido durante varios años un apartamento de lujo en Marbella, en primera línea de playa, para que veraneara con su familia.

Un juzgado acaba de sentenciar que el consistorio ya no puede cobrar la multa, que sumaba la cifra de 1.160.000 euros.