dissabte, 5 de juliol de 2008

La división popular

Lo que parecía una clara voluntad de Rajoy por mantener una postura más moderna y abierta durante el Congreso celebrado en Madrid se tornó recientemente en un espejismo ante la imposición de una candidata para evitar que el congreso del PPC tuviese un debate que, en definitiva, conviene en cualquier partido y sólamente puede redundar en un mayor fortalecimiento.


La imposición no ha sido bien vista ni aceptada por un gran sector de los compromisarios que en la jornada inicial han abucheado a Ana Mato como señal de protesta.


La elección de Alicia Sanchez-Camacho como presidenta del PPC por el 56% de los votos de los compromisarios evidencia una división grave que dará mucho que hablar. Curiosamente el diario El Mundo en una encuesta realizada entre 1455 lectores pendiente aún de certificar, únicamente era apoyada por el 11% de los mismos


Montserrat Nebrera, la candidata que se rebeló valientemente contra la imposición ha sido derrotada pero mantiene una posición de fuerza que la permitirá garantizar que los suyos sean respetados pese a que, dificilmente, quiera entrar en la dirección.


Seguiremos con atención los acontecimientos