dilluns, 24 de novembre de 2008

La división se intala en el PPC

El clima de división sigue instalado en la PPC.

Pese a que parece que el congreso transcurrió con normalidad y que una mayoría apostó por la línea oficialista, el sector crítico Gotor-Tejedor sigue dando guerra pese a ser una candidatura no-nata.

Desde la candidatura se lamentan de no haber logrado los avales y afirman que “la responsabilidad seguramente ha sido nuestra, por no haber sido capaces de ir más allá de la trampa, de la mentira, de la mediocridad y de la inutilidad” en una clara referencia a las trabas que les ha puesto el partido y la desigualdad ya que “si uno no tiene información ni puede llegar a la gente, y si uno sabe que mucha gente no puede hacer una reunión en un distrito o municipio por miedo a represalias, eso es mucho más grave, y se debe vencer”.

Esas mismas voces se apenan de no haber podido “matar el alma caduca y absolutamente inútil que hace del partido una minoría y un rincón dentro de la política catalana” y señalaron a la línea oficialista que representa Antoni Bosch de “fuerza flaca, cada vez con menos gente, que se ha quedado pequeña y no responde a los ideales del partido”.

Una vez más afirmaron que ellos "jugaron límpio", cosa que no pueden afirmar de los otros ya que “tienen que pagar las hipotecas de las personas que están dentro y que trabajan como profesionales del partido. Esa no es nuestra idea. La política es un servicio, no una profesión”.

Manifiestan que existe una clara falta de transparencia y que “hablar dentro es inútil” ya que “sin libertad interior es imposible denunciar la falta de libertad que hay fuera”. De hecho manifiestan que “no es la batalla de Nebrera, Gotor o Tejedor, sino la batalla para que las personas puedan ser libres”.

Nadie nos verá retroceder”, afirman.

Y para colmo, el ganador Bosch plantando cara dijo que "este partido tiene las puertas muy grandes, para entrar pero también para salir...si alguna persona no se siente a gusto".

Pero el sector rebelde ya ha puesto la proa a un nuevo objetivo ya que "estaran atentos a las voces críticas que aparezcan en el partido" en una clara alusión a la falta de liderazgo nacional y al debate abierto sobre la dirección de Rajoy y las próximas elecciones.

Negros nubarrones se ciernen sobre.........

1 comentari:

socialistaparalalibertad ha dit...

Cuando escuchas a Rajoy, parece que tengan la sartén por el mango, se creen con la verdad absoluta, por eso Aznar, que tiene unos amigos "infalibles" en las Azores "acertó" de lleno al afirmar lo que afirmó sobre las armas de destrucción masiva.
¿Por qué Aznar no sigue de líder de los populares si sabe como hacer oposición al gobierno socialista?
¿Por qué si Rajoy es la "alternativa" al PSOE, hay un grupo importante de sus compañeros que quieren sacarlo fuera de la dirección y ocupar su lugar como Esperanza Aguirre y otros?
En fin los hechos hablan por si solos.