dimecres, 5 de novembre de 2008

Discurso de Barack Obama

A las seis de la madrugada, hora española, Barack Hussein Obama, senador demócrata y candidato a la presidencia anunciaba su victoria ante una multitud, una inmensa multitud de personas que se agolpaban en el Grant Park de Chicago.

Salía Obama al escenario acompañado de su mujer y sus dos hijas, saludaban al público y al poco, ellas le dejaban solo ante el escenario. En un discurso cargado de emoción, con personalidad y con evidentes referencias a la historia de los EEUU, Obama lanzó un mensaje de unidad y de credibilidad ante los estadounidenses.

La mejor parte, con diferencia, fue cuando hizo referencia a una mujer en Atlanta de 106 años, Ann Nixon Cooper, que "nació en la generación que sufrió la esclavitud; un momento en el que no había coches en la carretera o aviones en el cielo; cuando alguien como ella no podía votar por dos razones: porque era mujer y por el color de su piel". También habló de cambios. Los que ha visto Ann Nixon Cooper y los que están por venir. "América, hemos llegado tan lejos. Hemos visto tantas cosas. Pero hay muchas más cosas que hacer. Así que esta noche, preguntémonos si nuestros hijos vivirán para ver el próximo siglo; si mis hijas tendrán tanta suerte de vivir tanto como Ann Nixon Cooper, qué cambios verán ellas? ¿Qué progresos habremos hecho?"

Y ahora, el discurso....